Calidad certificada

Han pasado más de 30 años desde que el matrimonio formado por Antonio de la Sotilla T. y Olga Casas decide crear Vestilab Clean Room Control con el objetivo de cubrir una creciente necesidad dentro del Sector Farmacéutico para evitar la contaminación proveniente del personal y mantener las condiciones de limpieza necesarias para obtener un producto con la calidad deseada.

Antonio de la Sotilla T, con una dilatada experiencia en la Industria Farmacéutica y en el diseño y construcción de Salas Limpias y Estériles, aborda un ambicioso proyecto empresarial con el ánimo de proporcionar a las nacientes Salas Limpias de España, no solamente las prendas de vestuario adecuadas para esos entornos, sino también todos aquellos materiales y productos requeridos para el control de la contaminación.

Desde el primer momento la principal preocupación para Vestilab CRC ha sido buscar los mejores tejidos y la maquinaria más adecuada para, siguiendo siempre las recomendaciones de las normas internacionales más exigentes (Inicialmente la Norma ASTM F-51 / 00 y actualmente la IEST-RP-CC-003.4), obtener un producto altamente cualificado así como de elevado confort para el usuario.

La continua búsqueda de tecnología y la constante receptividad a las necesidades de sus clientes han hecho de Vestilab Clean Room Control, una compañía a la vanguardia en la confección del Vestuario Técnico.

Asimismo, la tenacidad y el continuo deseo de innovación y servicio nos han llevado a poder ofrecer soluciones completas para la prevención y control de la contaminación en Salas Blancas y Estériles.

Nuestro esfuerzo ha sido reconocido por nuestros clientes, llevando a Vestilab CRC a ser un referente a nivel europeo e internacional en cuanto a “Clean Room Control”.

Desde Enero 2011, Vestilab CRC pertenece a ALSICO GROUP, uno de los principales fabricantes a nivel global de vestuario laboral, médico y de protección . Con 17 plantas de producción en más de 10 países y con Joint-Ventures en el Sureste Asiático, Alsico Group emplea a 3.600 personas, produciendo más de 200.000 piezas de vestuario/semana, con una facturación superior a los 200 millones de Euros.

Volver atrás